Mermelada de Higos verdes (Receta)

Fabulosa receta de Mermelada de Higos verdes. Aprender a hacer esta receta y disfruta del placer de los higos verdes en tu desayuno.

Mermelada de Higos verdes (Receta)
🔖 Mermelada de frutos del bosque 📆 08/10/2020

Preparar mermelada casera no es nada complicado, y menos aún de higos verdes, porque contiene suficiente pectina como para no necesitar ningún espesante y además es una fruta que prácticamente se deshace sola, así que con muy poco esfuerzo obtendremos una rica mermelada de higos verdes casera.

Me encanta hacer mermeladas caseras, no sólo por su sabor, sino porque son mucho más sanas que las mermeladas que compramos, ya que no tienen conservantes ni colorantes artificiales. Además están mucho más buenas y es una forma estupenda de conservar los alimentos que no vamos a gastar, ya que estas mermeladas pueden durar años en la despensa. Si te gustó la mermelada de granada, ésta te va a encantar, prepárate para cocinar una mermelada de higos verdes que hará las delicias de tus desayunos, aunque se puede emplear en infinidad de platos. ¡Vamos a ver cómo prepararla!

MENÚ RÁPIDO

1.- Ingredientes
2.- Cómo hacer mermelada de higos verdes
2.1. - Proceso
2.1.1. - Preparamos los higos verdes
2.1.2. - Pesamos el azúcar y la fruta
2.1.3. - Mezclamos
2.1.4. - Cocinamos a fuego lento
2.1.5. - Envasamos la mermelada de higos verdes
2.2. - Receta en vídeo
3.- Consejos finales

Dificultad: media | Tiempo de cocción: 40 min

Receta de mermelada de higos verdes


Ingredientes

  • 1 Kg de Higos verdes
  • 700 gr de Azúcar
  • 100 ml de vino blanco

Cómo hacer mermelada de higos verdes


Proceso

1.- Preparamos los higos verdes

Lavamos los higos verdes con agua, los pelamos y cortamos en tacos. El tamaño de los trozos va al gusto, dependiendo de si te gusta que quede con más o menos grumos. De todas formas, si no te gusta con muchos grumos siempre puedes licuarlo o pasarlo por un pasapurés cuando lo estés cocinando.

2.- Pesamos el azúcar y la fruta

Coloca los higos verdes ya cortados y el azúcar en bowls por separado y pésalos. Si no quieres hacer tanta cantidad simplemente calcula la relación de azúcar necesaria, por cada kilo de higos verdes tendremos que añadir entre 500 gramos y 1 Kg de azúcar, dependiendo de si te gusta más o menos dulce, en este caso he utilizado esta relación que creo que la va bien a una fruta como los higos verdes. A mi personalmente me gusta notar el sabor de la fruta, pero puedes jugar con las cantidades hasta dar con la mermelada que sea de tu gusto.

3.- Mezclamos

Una vez hayas pesado los ingredientes, coloca los higos verdes en un bowl de cocina y cubrelos con azúcar. Los higos verdes son una fruta que tiene poca pectina, por lo que necesitamos agregarle pectina o acidez, y esto lo conseguimos añadiendo el zumo de limón. Echa un buen chorro de zumo de limón y remueve bien para que la fruta suelte el jugo y se mezcle todo bien. Una vez hecho esto, cubre el recipiente con papel film y guárdalo en la nevera durante unas horas para que se macere. Una vez hemos hecho esto ya la tenemos lista para ser cocinada.

4.- Cocinamos a fuego lento

Vierte la mezcla en una cazuela y llévala a ebullición, después baja el fuego y déjala cocinando durante aproximadamente 40 min a fuego lento. La fruta se irá deshaciendo y la mermelada irá cogiendo textura poco a poco. Remueve de vez en cuando y chafa los grumos. Si crees que queda demasiado espesa puedes licuarla, y si tiene demasiados grumos siempre puedes usar un colador o un pasapurés.

5.- Envasamos la mermelada de higos verdes

Esteriliza unos tarros de cristal hirviéndolos en agua durante unos 5-10 minutos. Luego deja reposar los tarros de vidrio sobre una rejilla para que se sequen y no entren en contacto con nada más. Agrega la mermelada en los envases estériles respetando un espacio de 1 cm entre la tapa y el contenido. Luego ciérralos y colócalos con la tapa hacia abajo y déjalos reposar durante unas horas para formar el vacío.

Receta en vídeo


Consejos finales

  • Una vez llenos, limpia las bocas de los tarros con un paño limpio y húmedo para eliminar cualquier partícula que impida que la tapa se cierre correctamente o que haga que le entre aire y no se envase al vacío.

  • Etiqueta tus mermeladas poniendo la fecha de producción, así evitarás que se mezclen con mermeladas anteriores y evitarás comerlas muy pasadas de fecha.

  • La fruta demasiado madura tiene una menor cantidad de pectina, lo que hace que la mermelada salga demasiado líquida y por lo tanto sean difíciles de utilizar.

  • Y ya está lista nuestra mermelada de higos verdes, una receta fácil de hacer y el resultado es riquísimo. Espero que os haya gustado y os animéis a hacer vuestras propias mermeladas, cuando veáis el resultado no querréis comprarla nunca más.

    ¡A cocinar!

    TE PUEDE INTERESAR...
    Mermelada de Calabacín - Receta casera
    Mermelada de Calabacín - Receta casera
    Receta de Mermelada de Tomate verde
    Receta de Mermelada de Tomate verde
    Mermelada de kiwi 🥝 Receta Casera
    Mermelada de kiwi 🥝 Receta Casera
    TE PUEDE INTERESAR...
    Mermelada de Pomelo casera - Receta fácil
    Mermelada de Pomelo casera - Receta fácil
    Mermelada de Melocotón 🍑 Receta Paso a Paso
    Mermelada de Melocotón 🍑 Receta Paso a Paso
    Mermelada de kiwi 🥝 Receta Casera
    Mermelada de kiwi 🥝 Receta Casera
    Privacidad · Política de cookies · Contacto

    © 2020 Mermeladacasera.com